RADIO CON SABOR LATINO
deporte

Luis Alfonso Marroquín, un genio incomprendido

El técnico antioqueño, que murió en Medellín a los 72 años, dirigió a la selección juvenil de Colombia que fue la sensación en el Suramericano de Paraguay, en 1985. Ahí surgió la generación de jugadores que cambió el destino del balompié criollo.

“En Colombia siempre hemos tenido buenos futbolistas y entrenadores, pero nos falta pensar en grande. Dejar de asustarnos al ver las camisetas de Brasil y Argentina para poder jugarles mano a mano. Hay que ser humildes, pero ambiciosos y entender que nosotros podemos cambiar con nuestros actos la mala imagen del país en el exterior”. Con esas palabras, Luis Alfonso Marroquín recibió a los integrantes de la selección sub 20 que iba a participar en el Suramericano de la categoría en Paraguay, a comienzos de 1985.

En ese plantel estaban, entre otros, René Higuita, John Édison Castaño y Jhon Jairo Tréllez, tres irreverentes de la pelota a quienes las ideas del entrenador les dieron alas. Pero el plantel tenía mucha calidad y todos sus integrantes llegaron al fútbol profesional.

Si hubiera que señalar el momento en el que el fútbol colombiano se volvió realmente competitivo, habría que reconocer a ese equipo que fue tercero en territorio guaraní y que clasificó al Mundial de la Unión Soviética ese mismo año, pero más que por sus resultados, por la forma como jugó: con alegría, vocación ofensiva y buen trato al balón, siempre imponiendo condiciones.

Pero el legado de Marroquín fue mayor. Le enseñó a esa generación a ser más profesional y disciplinada. Les inculcó a sus jugadores el concepto del entrenamiento invisible, la importancia del descanso, la buena alimentación y el comportamiento fuera de las canchas. Hasta se preocupaba porque estuvieran bien presentados y hablaran correctamente.

Marroquín implementó en el equipo tricolor conceptos que más adelante Francisco Maturana desarrolló con el glorioso equipo de mayores que fue a Italia 1990, Estados Unidos 1994 y Francia 1998, así como lo hicieron otros entrenadores en varios grupos que fueron a mundiales de categorías menores.

Luis Alfonso Marroquín nació en Bello, a comienzos de 1948. Desde muy niño se enamoró del fútbol y jugó como volante en el equipo de su pueblo y en los clubes Pantex y Fabricato, antes de llegar a la selección de Antioquia. Lamentablemente una delicada lesión en la rodilla acabó con su sueño de llegar al profesionalismo.

Pero su amor por el deporte era más grande, así que decidió prepararse para ser técnico. Comenzó dirigiendo equipos infantiles en colegios de la capital paisa y llegó a la selección departamental, su vitrina para ser tenido en cuenta para el equipo nacional.

Después de su éxito con la juvenil, fue asesor del equipo de mayores y viajó a especializarse a Brasil y Europa, pero nunca tuvo una gran oportunidad en un club profesional, probablemente porque era terco y confiaba ciegamente en su método de trabajo y un estilo de juego vistoso.

Durante muchos años se dedicó a formar talentos en su escuela de fútbol, en el barrio Belén de Medellín, hasta que tuvo que cerrarla porque no podía pagar el alquiler de las canchas de la unidad deportiva.

Ese episodio, sumado a los antecedentes de depresión en su familia, le generó una crisis emocional que realmente nunca pudo superar. Aun así, cuando hablaba de fútbol, se inspiraba. Tenía claros todos los conceptos del juego, pero especialmente la manera para pulir a los talentos y formar jugadores integrales.

El fútbol colombiano le debe al profesor Marroquín, fallecido el miércoles en Medellín a los 72 años, buena parte del prestigio que ganó en los años 80 y que ha sabido conservar hasta nuestros días con generaciones inspiradas en ese famoso equipo de 1985. Que en paz descanse.

La página más salsera del mundo. Con Alejandro Gordillo El hombre más salsero del mundo
  •  
  •  
  • 165
  •  
  •  
  •  
  •  
    165
    Compartidos
  •  
    166
    Compartidos
  • 165
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  

Related posts

Queiroz, creando una identidad

Staff

Gabriel Ochoa Uribe fue hospitalizado este viernes, según confirmaron sus allegados

Staff

Millonarios va por el liderato en solitario: visita al Deportivo Pasto

Staff